Una economía no colaborativa

La mundial plataforma conocida por ofrecer alquileres temporales, Airbnb, parecía a priori que iba a contribuir positivamente a generar una economía colaborativa.  Ya que se suponía que gracias a ella, los ciudadanos conseguirían un ingreso extra al poder alquilar sus habitaciones libres o incluso la vivienda entera cuando estuvieran fuera de la ciudad.

Sin embargo, la realidad ha sido otra. Desgraciadamente esta idea se ha truncado ya que este negocio ha resultado ser tan lucrativo que las personas prefieren dejar sus casas a huéspedes de Airbnb que a los inquilinos que tienen una renta mensual. Esto influye negativamente a las personas que buscan un alquiler para vivir ya que, según la propia ley de oferta y demanda, el hecho que a los propietarios les sea más rentable ofrecerlo a huéspedes de Airbnb hace que los inquilinos que buscan una renta estable tengan menos pisos disponibles. Y, lo peor de todo, es que se tienen que enfrentar a la consecuente y considerable subida de precios.

El impacto en ciudades turísticas

La influencia de este modelo de negocio es más fuerte en función de cuan turística sea la ciudad donde se implanta. Por ejemplo, en Barcelona se ha criticado en numerosas ocasiones el aumento del alquiler turístico ilegal al alquilar pisos sin licencia.

También, se ha denunciado la evasión de pagos de las correspondientes tasas e impuestos. Airbnb indica claramente en sus condiciones que países integrantes de la UE, Suiza, Noruega, Islandia, Sudáfrica y Albania están obligados a aplicar el IVA. Sin embargo, en la práctica, aún falta mucho para que realmente estos pagos se puedan controlar. De esta manera, se evitaría una posible competencia desleal ante otros hoteles y alojamientos turísticos que sí hacen frente al pago de estos impuestos.

Barcelona también se ha visto afectada ante el realquiler de los pisos. Ante la falta de control, se han encontrado abundantes inquilinos que realiquilan dichos departamentos. Por lo tanto, el propietario alquila su propiedad pero, a la vez, sus propios inquilinos rentan estas habitaciones a terceros.

Photo Credit: amsfrank Flickr via Compfight cc

En Madrid también se han encontrado casos en que las propias empresas inmobiliarias, aprovechándose nuevamente de esta falta de control, actúan como si fueran propietarios. Es decir, las inmobiliarias están comprando pisos para beneficiarse del alquiler vacacional temporal contribuyendo nuevamente a  que se reduzca la oferta de pisos disponibles y al aumento de su precio.

El brillante acuerdo entre Airbnb y SiteMinder

Todos conocemos la dificultad de gestionar el inventario de un establecimiento hotelero de manera manual. Y ya no solo por el tiempo que requiere sino por la importancia de ofrecer una disponibilidad y tarifa real en todas las diferentes plataformas de una manera rápida y efectiva. Por eso mismo, la creación de los diferentes Channel Managers, como herramienta tecnológica que realizan estas tareas, han permitido un gran avance en la distribución hotelera y la contribución a intentar conseguir la paridad de precios.

Uno de estos prestigiosos Channel Manager es SiteMinder con sus más de 28.000 hoteles conectados. Airbnb ha firmado un acuerdo con dicho channel contribuyendo así a diversificar y aumentar considerablemente su producto. Por lo tanto ahora comercializará todos los hoteles y establecimientos turísticos que ya trabajen con dicho channel. Aunque para ello, será necesario que dichos alojamientos cumplan con ciertos criterios como características de diseño únicas, inclusión de influencias locales, acceso a espacios de reunión comunes y fotografías de alta calidad en sus páginas de contenido.

Además, esta idea no sólo le hará diversificarse a nivel global, sino que, al ser un acuerdo no exclusivo, sólo podría ser el principio de un gran imperio ya que podría continuar agregando otros channel managers.

Photo Credit: MyTudut Flickr via Compfight cc

Este gran acuerdo, que entrará en vigor a partir de marzo de 2018 podría llegar a desbancar a los líderes actuales del sector hotelero: Booking.com y Expedia ya que hasta ahora Airbnb trabajaba con hoteles y B&B de manera independiente. La idea de incorporar masivamente un producto a través de un servicio de distribución como SiteMinder significará un gran y lucrativo avance.

Las ventajas de Airbnb

Airbnb cuenta peligrosamente con una serie de atributos que la convierten en una plataforma muy atractiva. Por un lado, está dispuesta a ofrecer una comisión mucho más baja de la que ofrecen actualmente el resto de OTA, agencias de viajes online. Presumen de cobrar entre un 3% y un 5% por debajo de los superiores porcentajes que aplican Expedia o Booking, llegando incluso al 30%. Y, por otro lado, ofrece el servicio de administrar todos los pagos y transacciones y no exigirá que los anfitriones firmen contratos.

Un Airbnb más exclusivo

Muchas veces tenemos la idea que los clientes de Airbnb utilizan este servicio para encontrar la opción más sencilla y económica. Sin embargo, esto fue lo que la plataforma se basó en sus inicios. Ahora se han dado cuenta que también interesan, y mucho, las viviendas más estéticas que ofrecen más comodidades. Con el objetivo de llegar a este target de cliente, han creado, perspicazmente, los conceptos de Airbnb Plus y Beyond by Airbnb.

Para poder formar parte de esta exclusividad, el alojamiento tiene que haber sido inspeccionado “in situ” y aprobado previamente con un trabajador de Airbnb cumpliendo un listado de más de cien requisitos. Entre ellos, están que sean hogares bonitos, especiales, tranquilos y que sus anfitriones sean muy singulares.

Photo Credit: styvshade Flickr via Compfight cc

¿Qué beneficios tienen los alojamientos Airbnb Plus? Primero de todo tienen que pagar aproximadamente 149 dólares para tener el privilegio de que la plataforma venga a su casa y certifique si es apto o no. Si lo consigue, será muy beneficioso ya que disfrutará de un posicionamiento preferencial, servicios de consultoría de diseño, fotografías profesionales y soporte Premium. Todo esto se verá reflejado, evidentemente, en un gran aumento de sus reservas y, por lo tanto, de sus ingresos.

Actualmente Airbnb Plus está ya presente en varias ciudades como Barcelona, Ciudad del Cabo, Chicago, Los Ángeles, Londres, Melbourne, Milán, Roma, San Francisco, Shanghái, Sídney y Toronto.

Un nuevo líder

La competencia siempre ha sido buena porque nos obliga a seguir evolucionando y creciendo, a ser mejores. Airbnb es una revolución para el sector turístico, una nueva manera de vender habitaciones donde ya no sólo se benefician los propietarios de hoteles, b&b y apartamentos, sino que parece que ya está al alcance de cualquier persona que tenga una habitación libre en su casa. No tenemos que olvidar que hay muchos profesionales que trabajan duro para ofrecer una calidad de servicios que, evidentemente, no se puede comparar con la que puede ofrecer un propietario que no sepa absolutamente nada del sector. Y ya no sólo hablamos de podernos comunicar con esos huéspedes en diferentes idiomas, sino en poderles dar una seguridad, una garantía y un servicio cualificado. Espero que no nos olvidemos de la diferencia que ofrecen un servicio y otros.

Por otro lado, ahora con la ampliación de producto en Airbnb consecuente de la integración de SiteMinder, los grandes líderes mundiales de Booking.com y Expedia, van a tener que emprender nuevas ideas o mejorar sus servicios sino quieren tener que compartir su trono con la exitosa plataforma de Airbnb.